22 de diciembre de 2009

Esquadros



Yo ando por el mundo prestando atención
a colores que no sé su nombre
colores de Almodovar
colores de Frida Kahlo, colores

Paseo por la oscuridad,
presto mucha atención en lo que mi hermano oye
y como segunda piel, un callo, un caparazón
una cápsula protectora
yo quiero llegar antes,
para señalizar el estado de cada cosa
quitar sus categorías

Yo ando por el mundo
divirtiendo gente
llorando en el teléfono
y viendo con dolor el hambre
de los niños que tienen hambre

Por la ventana del cuarto
por la ventana del auto
por la pantalla, por la ventana
¿Quién es ella?, ¿Quién es ella?
yo veo todo encuadrado
remoto control...

Yo ando por el mundo
¿Y los autos para que corren?
¿Y los niños para dónde corren?
transito entre dos lados de un lado
me gustan los opuestos
expongo mi manera, me muestro
¿Para quién canto?


Por la ventana del cuarto
por la ventana del auto
por la pantalla, por la ventana
¿Quién es ella?, ¿Quién es ella?
yo veo todo encuadrado
remoto control...

Yo ando por el mundo
¿Y dónde están mis amigos?
¿Mi alegría, mi cansancio?
¿mi amor dónde estás?
Recordé que no tengo a nadie al lado


Por la ventana del cuarto
por la ventana del auto
por la pantalla, por la ventana
¿Quién es ella?, ¿Quién es ella?
yo veo todo encuadrado
remoto control...

Traducción (casera): SP
Letra original: al pie

Noche de verano


Es una hermosa noche de verano.
Tienen las altas casas
abiertos los balcones
del viejo pueblo a la anchurosa plaza.
En el amplio rectángulo desierto,
bancos de piedra, evónimos y acacias
simétricos dibujan
sus negras sombras en la arena blanca.
En el cénit, la luna, y en la torre,
la esfera del reloj iluminada.
Yo en este viejo pueblo paseando
solo, como un fantasma.


Antonio Machado

28 de noviembre de 2009

Mágica Varanasi

Ciudad sagrada,
compuesta por fiesta y muerte,

Trompetas y tambores
nos guiaron hacia un lugar incierto,
a tientas fuimos a su encuentro.

En una calle estrecha,
se estaba llevando a cabo una fiesta,
en la cual súbitamente y sin quererlo,
ya eramos parte.

video

7 de octubre de 2009

El Nacimineto de Kenia

En el principio, cuando la tierra aún era plana y estaba rodeada por los siete océanos y en sus siete cielos no se diferenciaba la luz de la oscuridad, antes de que existieran los colores y el sonido, cuando la tierra sólo estaba poblada por los dioses, las sensaciones y las ideas abstractas, se dice que un día en el que todos los demas planetas estaban alineados con el sol y con todas las lunas de saturno, la Pachamama tomó tres gotas de agua de los siete océanos y la mezcló con tierra para crear barro. Ese barro lo mezcló con carbón que había quedado de cuando el Primer Gran Fuego arrasó las montañas. Con el barro logró ablandar el carbón y asi, de la energía de los tres elementos, la Pachamama formó una figura a su semejanza.

Yavhé le sopló aire a la figura y así cobró vida.

Amon Ra la tocó con un rayó y le dió el don de la curisidad.

Buddah le dió la razón.

Todos los dioses griegos la visitaron y le dieron un obsequio: Venus le dio belleza, Afrodita inteligencia y Cronos le dió tiempo eterno.

Sopló un gran viento rojo y asi nacieron los colores y el sonido y ellos antelaron el nacimineto de Kenia. Todas las fuerza del planeta y todos los dioses de los hombres colaboraron en su creación, y por eso ella no pertenece a ninguno sino que le pertenece a la tierra y a todas las energías que mueven el mundo.

Y Kenia creció y conoció todos los territorios. Se cree las huellas de sus primeros pasos se pueden ver en el salar de Uyuni, que con sus primeras lágrimas se formó el lago Tititaca, que los besos perdidos de algún amor cayeron estériles sobre el océano para formar un archipeálogo en lo que hoy es Pánama. Se dice que una vez, discutiendo contra algunas de las pocas ideas abstractactas que aún poblaban la tierra, pegó un golpe tan fuerte que llegó hasta el centro del mundo - que para ese entonces ya era redondo - y así surgió el Volcán Pacaya. Se cree también que una vez se tiro a dormir y de ese lugar surgió tanta vegetación y tanta vida que hoy se llama el Amazonas.

Mucho se dice sobre Kenia, que hasta el día de hoy sigue caminando por el mundo, dejando tras de sí nuevas maravillas, que algunos discuten que ya estaban, mientras otros juran que fueron creadas por ella.



27 de septiembre de 2009

Danza en el desierto


video

Desierto de Thar (India)

23 de septiembre de 2009

Fusión de mundos


"La mejor forma de conocer el mundo es hacer amistad con el mundo. Existe una conexión entre nuestro destino personal y la presencia de miles de personas y cosas de cuya existencia no sabíamos o no sabemos nada y que pueden influir, de hecho influyen, del modo más asombroso, en nuestra vida y su desarrollo, de tal forma que, al menos por nuestro propio interés deberíamos esforzarnos en conocer no sólo lo que está aquí sino también lo que está allá, en algún lugar a gran distancia en nuestro planeta.”


Ryszard Kapuscinski (Periodista e historiador)


12 de septiembre de 2009

Freddy (Ex miembro de una banda no consigue adaptarse)


La primera vez que vio un deportado, uno de Los Ángeles, Freddy se quedó impresionado por sus tatuajes –y por el respeto que todos le mostraban. Ese hombre se veía distinto a los otros. En los años noventa empezaban a llegar al país los primeros salvadoreños deportados de Estados Unidos por su actividad en las pandillas angelinas. Nadie imaginó, entonces, lo que estaba empezando.

Con 21.000 kilómetros cuadrados, El Salvador es el país más pequeño de América Central. En los setentas y ochentas, miles y miles de salvadoreños emigraron ilegalmente a los Estados Unidos: huían de la guerra o del hambre de la guerra odel hambre habitual. La mayoría se instaló en Los Ángeles. Les costó mucho trabajo adaptarse a la ciudad: enorme y desconocida. Sus hijos no encontraban un espacio propio –y, muchas veces, sufrían la violencia de las pandillas de sus barrios: uno de los rasgos distintivos de la cultura urbana contemporánea. Con el tiempo, salvadoreños integraron –y eventualmente lideraron– dos pandillas que serían poderosas: la Mara Salvatrucha-13 y la Calle 18. Mara, dicen, viene de marabunta: una invasión de hormigas descontroladas, asesinas.

Las maras eran un modo de armar una sociedad propia, alternativa a esa sociedadque los rechazaba o desdeñaba. Frente a la incertidumbre de lo nuevo y hostil, las Maras eran una reivindicación del origen y se convirtieron en una forma colectiva y organizada de mantener una identidad común. Las maras prosperaron: las autoridades locales se preocuparon, y empezaron las deportaciones. Los pandilleros –chicosinmigrantes– fueron obligados a volver al país de sus padres, un país que muchos de ellos no conocían, y trajeron una cultura muy particular. En San Salvador ya había pequeñas pandillas barriales, pero sus enfrentamientos empezaban con el break dance y terminaban, si acaso, a cuchilladas. Los deportados de la MS y la Calle 18 introdujeron las armas de fuego, los pantalones baggy, las cabezas rapadas, los tatuajes, muchamás crueldad –y ciertos criterios “empresariales” que fueron convirtiendo a las pandillas en grandes unidades de negocios.


En esos días Freddy tenía diez años y en su casa no había discusiones, peleas, golpes, como en las otras casas vecinas: su madre no tenía con quién. Su madre solía contarle que, cuando él era un bebé, su padre había tratado de parar a un amigo que le pegaba a su mujer y que el amigo lo cosió a cuchillazos y que su padre se desangró solo, tirado en la calle hasta que se murió –pero Freddy nunca supo si su madre le contaba la verdad.

Freddy no iba mucho a la escuela. Su madre lo mandaba pero a él no le parecía importante asistir a clases. Casi siempre se escapaba y se iba por ahí. Su madre trabajaba todo el día limpiando las casas de otros, y sus dos hermanas, que lo cuidaban, lo consentían y lo hacían sentir un perrito faldero. Sus vecinos lo trataban de cobarde, maricón. Cuando cumplió once años, Freddy decidió que había llegado el momento de demostrarles que él podía valerse por sí mismo. Dice que se unió a Las Maras para formar parte de una institución poderosa y respetada.

–En mi barrio había unos muchachos que se habían unido a la Mara y todos los respetaban. Los muchachos usaban drogas, robaban, les tenían miedo. Y yo empecé a andar con ellos, así me respetaban a mí también.

Los muchachos eran parte de la Mara Salvatrucha, y lo hicieron esperar años hasta que por fin lo aceptaron: ese día, cuatro de sus compinches le pegaron duro durante trece segundos. Freddy tenía catorce años: si lloraba o se quejaba no lo aceptarían. Freddy aguantó, y empezaron a llamarlo Kruger. Desde ese día fue uno más de la pandilla, un homeboy o homie.

–Ellos eran mi familia, la gente que te quiere, que te cuida, que se va a jugar la vida por vos. Y me enseñaron cosas buenas: a respetar, a ser unido, solidario. Y también cosas malas: a robar, a matar, a usar drogas, a venderlas.

El rápido crecimiento urbano, en combinación con la crisis económica y las institucionesdébiles, contribuye a la violencia de los jóvenes y el crimen.


La primera vez que tuvo que clavar un cuchillo en un cuerpo, Kruger dudó: habían emboscado a uno de la 18 porque tenían que vengar algo – siempre había alguna venganza que cobrarse – y un amigo le dijo que lo pinchara. Kruger se acordó de esas películas donde parecía tan fácil, pero no pudo hacerlo. Uno de sus homies le empujó el brazo hacia la carne ajena –y después volvieron a tratarlo de cobarde y maricón. Nunca más volvió a dudar. Del pegamento y la marihuana pasó al crack y la cocaína, perdió la compasión y la piedad, se tatuó el cuerpo con los emblemas de su “barrio” –su pandilla.

–Los tatuajes son para decir que voy a estar ahí para siempre, que no voy a traicionar. Y que yo no niego a mis amigos, no me niego a mí mismo: si un enemigo me para por la calle, yo no puedo decir que no soy MS, porque lo tengo escrito ahí.

La pandilla es una entidad territorial que basa su identidad en el enfrentamiento permanente contra la pandilla enemiga: debe mantener el control de su barrio –golpear o matar a cualquier intruso que aparezca– por orgullo y para poder seguir usándolo para sus negocios de extorsión y venta de drogas. Para los homies, salir de su territorio a cualquier otro lugar de la ciudad era un peligro, una verdadera operación militar: los enemigos podían aparecer y atacarlos en cualquier momento. Y sus códigos estaban hechos de violencia: para ganar “respeto”, cada cual debía demostrar su valor –o su “locura”: Kruger hablará todavía, con respeto, de un homie que quemó viva a su cuñada.

–¿Tenías miedo de que te mataran?
–No, yo pensaba más en mi pandilla que en mi vida. No tenía hijos, no tenía nada, lo único que me importaba era mostrarle a mis homies que era malo en serio, que me podían confiar. Yo nunca pensé que iba a vivir, sabía que me podían matar en cualquier momento y nunca pensé qué iba a hacer más adelante. Yo nunca pensé llegar a esta edad. Nada más pensaba qué voy a hacer dentro de diez minutos, ya se me está acabando la marihuana, tengo que ir a buscar.


Ahora Freddy parece mucho mayor que sus 26 años: también tiene la sensación de que ha vivido siglos pero ahora cree que quizás “llegue a viejo, a los cuarenta, a los cincuenta”. Aquellos años en la vida de Kruger están llenos de historias silenciadas –y puntuados por amigos muertos.
Kruger era completamente adicto al crack: pasó temporadas en la prisión y salió. Un día un homeboy muy querido lo buscó para que lo acompañara a una pelea; Kruger no fue porque estaba pasado de droga y su amigo se murió desangrado: la policía, cuando lo detuvo, no quiso llevarlo al hospital. Esa noche Kruger decidió dejar el crack: pensó que era una forma de conseguir que la muerte de su amigo sirviera para algo.

A fines de los noventas Kruger se acercó a una organización de “pandilleros no activos” que se llama Homies Unidos e intenta sacar a los muchachos de la violencia: allí, Ringo, uno con fama de duro, le hizo pensar que estaba equivocando su camino. Ringo también murió después, baleado, pero en aquellas reuniones Kruger conoció a una enfermera, se juntó con ella, tuvieron un hijo, y tres años después una hija.

Por momentos se apartaba de la calle; por momentos volvía. A veces su hijo le pedía un dulce, un refresco y Freddy no se lo podía comprar y se desmoralizaba; no conseguía trabajo, no tenía dinero –y salía a robar: si había robado para drogas, decía, cómo no iba a robar para su hijo. La reinserción de los maras es difícil, y Freddy tenía –tiene– su pasado tatuado en la piel.

–Cuando estás manchado no te quieren dar trabajo, te tratan mal, no te dejan volver. Si hasta hicieron una ley que pueden detener a cualquiera que tenga tatuajes de pandilla, aunque no esté haciendo nada.

En 2003 el gobierno salvadoreño dictó una “ley de Mano Dura” que permitía detener acualquier tatuado y juzgar a menores de edad. La ley fue declarada inconstitucional. Mientras tanto, las maras se desarrollaron: se extendieron a los demás países de América Central y se calcula que ya son unos cientos de miles. Cobran “protección” a vecinos, comerciantes y transportistas, y se supone que son muy activos en el tráfico de drogas, armas y personas a través de las fronteras. La internacionalización les permite escapar a los países limítrofes – donde sus compañeros de las mismas Maras losrefugian– o, para ciertas operaciones, convocar pandilleros de esos países, que la policía local no conoce. En 2005 El Salvador se convirtió en el país con mayor proporción de homicidios de América Latina: 54,7 por cada 100.000 habitantes. El gobierno dice que dos tercios de estos asesinatos vienen de las Maras. En El Salvador cualquiera tiene un arma; muchos bares y restaurantes tienen carteles en la puerta que prohíben la entrada de personas armadas. La población pide más seguridad.

Hace cuatro años, alguien tiroteó a Kruger y a un amigo en la calle. El amigo murió; Kruger recibió un balazo en el tórax. Estuvo días entre la vida y la muerte; entonces pensó que si Dios lo había salvado debía quererlo para algo, y que tenía que vivir otra vida.

–Dios nunca permitió que me mataran. Todos mis amigos están muertos, pero yo no: para algo me ha guardado. No ha de ser algo malo, porque Dios no tiene mala onda, pero sí permite que te pasen cosas malas para que vayas aprendiendo.

Ahora Freddy sí tiene miedo de morirse, de no estar ahí cuando sus hijos lo precisen: de no poder impedir que sean como él. Le preocupa mucho que algún día sean como él. Sus marcas no le permiten conseguir un trabajo regular. Así que trabaja de chofer en un taxi ajeno y dice que su sueño es llegar a tener su propio coche. A veces la policía lo para, le ordena que se suba las mangas de la camisa y, cuando ve los tatuajes, lo amenaza y le saca la recaudación. Freddy vive en guardia:

–El peligro que tengo ahora es que los mismos homies me quieran matar, porque yo ya me abrí. O que me agarren por la calle los de la 18 y me maten por los tatuajes que tengo. O que la policía un día me quiera cargar cualquier historia. Yo sigo siendo pandillero. El día que me maten, los diarios no van a decir que mataron a un taxista, sino a un pandillero. Entonces para qué me voy a engañar y pensar que ya no soy, si estoy manchado para siempre. No, yo soy pandillero pero no activo en violencia.

Martín Caparrós

_______________________________________


Los cuentos de los maras no habían llegado. Sabíamos que eran hijos de inmigrantes, muy violentos y que se habían expandido por todo centroamérica. Cuando llegamos a la temida Guatemala City le preguntamos a la policía por su paradero y nos aclaró que había muchos menos... "limpieza social, vió" y que nos quedaramos tranquilas, que los que quedaban estaban mucho más lejos "cómo cinco o seis cuadras para allá".

_________________________________________

7 de septiembre de 2009


Ska de la Tierra



Por Bebe.

8 de agosto de 2009

El medio, nosotros, los entes liminales

Estar afuera, estar adentro. Dilemas de este mundo dicotómico.
Adentro es un sistema. Vivimos insertos en una sociedad que se nos impone. No elegimos.

Vivimos en una sociedad donde hay normas, reglas. Nos "educan" para vivir dentro de ella. Nos enseñan el "modo correcto de vivir". Naturalizamos esas formas. Formamos un "sentido común" y limitado. Somos limitados para comprender lo extraño.

Clasificamos el mundo, lo ordenamos y establecemos jerarquías.
Jerarquizamos todo lo que vemos y lo que no vemos ordenándolo en grupos y subgrupos. Mejor o peor, bueno o malo, De lo más a lo menos. Hasta que todo se vuelvo cuantificable, medible.
Jerarquizamos las diferencias, los roles, los status, los hombres, las posibilidades, los trabajos, la educación.

Poder y sumisión, principio de la jerarquía para poder funcionar.
La sociedad mantiene a través de los años un orden jerarquizado de todo y se transmite a lo largo de los años.

Nos meten un chip y entonces estamos adentro. En la estructura. Y ahí funcionamos como nos enseñaron.

Pero algunos salimos.
Salimos afuera.
Salimos por elección, por casualidad, por accidente.
Afuera del sistema, antiestructura.

Y todo es mejor porque somos libres, porque no hay normas establecidas. No hay patrones de mejor y peor. Afuera cada uno elije su felicidad. Afuera se respira otro aire, se vive.

Aire y libertad. Se disfruta. El tiempo no es tiempo, el espacio es infinito.
Existe la magia, existen los sueños, existe el asombro. Afuera se vuela.

Pero casi todos estamos con un pie afuera y un pie adentro. No es fácil el medio!
Pero es mejor que adentro. Y afuera es momentáneo, son lapsos de felicidad.
El adentro se deja, para pasar al afuera y esa transición, esa liminalidad, somos nosotros, "los inconformistas", los entes liminales.

El medio es el "entre". Medio ambiguo, medio incierto.
Una vez que se entra a ese medio, ya no se vuelve adentro.
Porque cuánto más cerca se está del adentro, más cuesta.
Somos entres, somos medio, somos transición.

Viajar es convertirse en un ente liminal, es ser un inconformista.
Se deja algo atrás en busca de algo y viajar es una forma de vivir.
Es una actitud. Una elección de vida, una decisión.

Ser entre, ser ente liminal, ser viajero, es ser busca.
Somos inconformistas porque sabemos que hay más, siempre hay más. Pero ese inconformismo no tiene que ver con no saber disfrutar ni valorar lo que se es, lo que se tiene, lo que se vive en cada momento. Cortázar lo describe perfectamente en el capítulo 74 de Rayuela.
Imperdible. Y dice así:

"(...) Para mi inconformista, fabricar alegremente un barrilete y remontarlo para alegría de los chicos presentes, no representa una ocupación menor (bajo con respecto a alto, poco con respecto a mucho, etc.), sino una coincidencia con elementos puros, y de ahí una momentánea armonía, una satisfacción que lo ayuda a sobrellevar el resto. De la misma manera los momentos de extrañamiento, de enajenación dichosa que lo precipitan a brevísimos tactos de algo que podría ser su paraíso, no representan para él una experiencia más alta que el hecho de fabricar el barrilete; es como un fin, pero no por encima o mas allá. Y tampoco es un fin entendido temporalmente, una accesión en la que culmina un proceso de despojamiento enriquecedor (...).

En un plano de hechos cotidianos, la actitud de mi inconformista se traduce por su rechazo a todo lo que huele a idea recibida, a tradición, a estructura gregaria basada en el miedo y en las ventajas falsamente recíprocas (...) no es misántropo, pero sólo acepta de hombres y mujeres la parte que no ha sido plastificada por la superestructura social; el mismo tiene medio cuerpo metido en el molde y lo sabe, pero ese saber es activo y no la resignación del que marca el paso. Con su mano libre se abofetea la cara la mayor parte del día, y en los momentos libres abofetea a los demás, que se lo retribuyen por triplicado. ocupa así su tiempo con líos monstruosos que abarcan amantes, amigos, , acreedores y funcionarios, y en los pocos ratos que le quedan libres hace de su libertad un uso que asombra a los demás y que acaba siempre en pequeñas catástrofes irrisorias, a la medida de el y de sus ambiciones realixables; otra libertad más secreta y evasiva lo trabaja , pero solamante él (y eso apenas) podría dar cuenta de sus juegos".

Fascinantemente perfecta descripción de lo que somos ¿no?

29 de julio de 2009

La ventana




La ventana nos obliga a mirar,
Y la mirada nos obliga a pensar,
Y el pensamiento nos obliga a preguntar,
Y la pregunta no se puede contestar.*

*(Fragmento de "Ayer, hoy era mañana"
+ foto de algún lugar del norte argentino)

20 de julio de 2009

Amigos del mundo



Gracias a aquellos :

Que nos ofrecieron sus casas para dormir,

Que nos alcanzaron a algún lugar sin pedir nada a cambio,

Que nos hicieron reir,

Que nos dieron miedo,

Que nos compartieron su lucha,

Que nos abrieron las puertas y compartieron sus vidas,

Que alivianaron algún viaje interminable en bus, barco, tuc tuc o cualquier otro medio de transporte,

Que nos regalaron sus sonrisas e inocencia,

Que nos permitieron conocer su cultura, creencias y tradiciones,

Que nos alimentaron en las calles de alguna ciudad o pueblo,

Gracias a todos aquellos "amigos" que nos encontramos a lo largo de nuestros viajes que son sus delirios, presencia, historias, vivencias, camaradería, generosidad forjaron anécdotas e hicieron nuestros viajes aún mucho más mágicos y grandes.

Somos cinco pero somos miles,

Saludos en su día a todos ellos!

Pd: cliclear la foto para ver más grande.

13 de julio de 2009

Y así, vivir (“una oda al rumbo”)



Cuento para ti un cuento que empieza con R
Y si después con O ó con I, destino dirá
Viajar y rumbear, con suerte de brújula pero con
Mochilas de opis y balcones sobre los hombros
Yendo y viniendo, haciéndote los pies de novo
Quizá con rumbo, tal vez sólo con papeles olor a mapas
Y así, vivir

Escuchando otros destinos, fascinando lo que otros han fascinado
Tratando de sentir eso que otros añoran
Repitiendo, pero sin calcar, mismo recorridos
Lidiando con aquello de siempre que no se hace cotidiano pero sabe a (des) conocido
Y así, vivir

Volar, con los aviones y también con las flores y así viajar
Viajar, viajar, viajar, pero evitando esa dilución obligada, sino, todo lo contrario
Concentrando y concentrando historias.
Y así, vivir.
Autor Invitado: Martín Kot

6 de julio de 2009

Aprender de lo más simple

Miradas expectantes que enseñan a observar














Brazos firmes que enseñan a sostener















Besos sinceros que enseñan el amor















Tranquilidad suprema que enseña a admirar
Naturaleza perfecta que enseña la armonía y la serenidad















Nuevos alimentos que enseñan al paladar















Esperas eternas que enseñan a romper la estructura del tiempo


















Lugares mágicos que enseñan la paz














Aires que enseñan a respirar
Ríos que que recorren inmensas distancias y llevan en sus aguas historias infinitas














Historias que despiertan la conciencia
Oídos que enseñan a escuchar
Nuevos esquemas que rompen viejos esquemas
Realidades que enseñan a reflexionar
Hay mucho más para aprender de lo que uno se imagina....
Las pequeñas cosas tienen más por enseñar que cualquier libro
Nos enseñan a observar, a escuchar, a valorar, a admirar.
Sólo hay que estar abierto a recibir lo que el mundo tiene para enseñarnos.....


Ser loca


Un nuevo mes, un otoño intenso se va y un invierno nuevo empieza. Las sensaciones y los pensamientos flotan en el aire, se condensan. Hay una energía muy fuerte, que no todos llegan a sentir, y los que la sentimos, tenemos la sensación de estar enloqueciendo....

El mundo entero está loco, cada uno enloquece de distintas maneras. Están los locos enfermos por el sistema, por la plata, por la ira, por los rencores, por los resentimientos, por las drogas. Están los locos dormidos, locos que no saben que están locos y creen ser cuerdos. Si supieran que la cordura es el síntoma de los dormidos!

La gente cuerda se estanca, no se deja llevar, no se deja fluir porque está demasiado arraigada a las estructuras que el mismo hombre creó para dominarlo, para controlarlo, para someterlo, para dormirlo.

Están los locos de manicomio, pobre gente condenada por la sociedad. La diferencia con los locos dormidos es que ellos no cumplen con los requisitos de cordura o de locura que la sociedad permite. "Vos podés ser así de loco y hasta ahí está permitido y cuando pasás el límite, esa delgada línea, cagaste, porque hay todo un sistema armado para castigarte y para controlarte. La sociedad tiene todo bajo control. Para toda desviación, hay una corrección. Todo lo que atente contra el orden se sanciona. Es así, así está estipulado y así debe funcionar.

Entender esta sociedad no es fácil. Si no pensás, sos un loco dormido, y está todo bien, siempre y cuando te haya tocado nacer del lado de los que están "bien". Si pensás, chau! Te convertís en un loco bien despierto y cuestionás todo, absolutamente todo. Y destruís toda estructura que existe, imaginás lo inimaginable, pensás lo impensable, volás al más allá y seguramente no te sea tan fácil volver. Y si volvés, claramente no serás el mismo que una vez fuiste.

Miro para atrás y me alegro de haberme recibido de loca! Felicitaciones a ustedes también chicas por recibirse de locas! Jodidamente locas!
Cuánta gente loca que conocimos siendo locas! Que bueno que haya locos en este mundo, que aburrida la gente dormida, perdón, me aburre mucho no puedo evitarlo.

Que necesidad tenemos de vivir siempre de viaje! De salir volando en cada instante! Life´s a journey, not a destination! Tenemos alas, vamos por más, siempre seremos buscas, locas buscas...

Increíble, me da risa, pero que fácil es ser feliz y que fácil es ser infeliz en este mundo. Que bueno es estar loco para poder elegir el eterno camino de la vida. Que bueno ser loco, bien despierto y dejarse llevar por uno mismo, por los sentimientos, dejar de lado por un rato los pensamientos porque mientras más pensamos, menos fluimos.... Hacer y deshacer, destruir y reconstruir, conocer y desconocer, alejarse y acercarse, irse y volver, probar, explorar, experimentar, descubir, descubrirse, vivir, sentir, llorar, reír, de eso se trata... Sin barreras...

Para ustedes locas lindas, el mundo entero. Nunca dejemos de explorar el abismo infinito, nunca dejemos de carcomer ojotas por el mundo, nunca dejemos de ser locas!

3 de junio de 2009

Las mil caras de "La butler"

Hace un año, fue un paralelismo, hoy es una simple radiografía de su ser, un simple homenaje a nuestra geminiana, una intento de desmenusar sus múltiples caras y facetas.

Sofia: La joven sabia, curiosa por naturaleza, amante de Cortazar, de Sábato y de los grandes autores. La que se puede quedar horas escuchando mientras le contás la historia de Sudáfrica o que te puede explicar las distintas teorías de los pensadores romanos. La artista que ama la música, la fotografía y todo lo que hay en el medio. La que, haciendo honor a su nombre, ama la sabiduría y se nutre de ella.

Chofa: La aventurera, viajera, que ama tomar la mochila y perderse sin rumbo en cualquier rincón del planeta. La que no deja árbol sin trepar, piedras sin escalar, y charco de agua sin experimentar. La que, frente a un animal salvaje, su reacción es correr (muy deformemente come corre, de por cierto) a intentar atraparlo. La que se prende en cualquier programa, ama el viento en la cara el bailar bajo la lluvia y andar descalza por el parque.

Chofi: La niña, joven e inocente. Algo ingenua a veces, que no entiende ciertos mecanismo de la vida, llama "amistad" a histeriquismos con hombres y "simplemente bailar" al meneo hasta el piso. La lúdica, fanática de los juegos, que se pone a la altura de su hermanita sin problema. La que se inhibe y le agarran ataques de vergüenza, se pone de mal humor cuando está mal dormida, s ele quedan migas de la comida cuando come, es feliz con un simple helado de coco y es capaz de llorar si se le cae la mortadela.

Sofi: la eterna seductora, que a todos los hace dar vuelta a mirarla. Nunca se supo bien que tiene, pero ese aura inexplicable con el que inconscientemente conquista a todos va más allá de sus otras personalidades.

Bubu: La torpe, colgada, que siempre llega tarde, nunca te avisa que llega tarde porque su teléfono no tiene batería y no puede cargar la batería porque se olvidó el cargador en algún lado. La que se olvida de llamar para los cumpleaños, la que no sigue las historias porque se pierde en el camino, la que va a comprar pan rallado y vuelve con coco rayado sin ser conciente de su error. La que puede caer a tu casa a cualquier hora porque no se da cuenta y no le importe, porque vive a destiempo, con sus propias reglas que no necesariamente se acatan a las de la sociedad.

Sofea: La que se ríe de si misma. La que sabe todos sus defectos y los reconoce y los explota. No tiene miedo a reconocerse como fea a veces porque sabe que tiene muchas otras cosas para ofrecer.

Y entrelazada a todas estas facetas que muestra según la situación esta ella, la amiga, la que ayuda y acompaña, ya sea como Sofia, escarbando donde es necesario, como Chofa animándonos a acompañarla a sus aventuras, como Chofi, con un simple abrazo, como Bubu, simplificando la vida o como Sofea, haciéndonos reír.

Y la amiga se hace más grande que todas la personalidades y va más allá de ellas. Es a ella a la que hoy le digo: ¡Gracias por todo! y ¡Muy Feliz Cumple!

22 de mayo de 2009

Me gusta, Me gusta el Vallenato

"Quien alguna vez pise el suelo colombiano,
tendrá que entender que es inevitable,
escuchar vallenato
por donde camine y respire, escuchará ese ritmo las 24 horas al día, lo asimilará y lo terminará (aunque no quiera), bailando y amando".

Durante todo el viaje a Colombia,
hubo una canción que no paraba de sonar,
en cada bar, esquina o cantina
En el norte, en el sur, en el este u oeste,
estaba presente.
Canción cantada por unos de los hombres más desafinados que haya escuchado,
racionalmente es una canci
ón mala y pegadiza,
racionalmente ese hombre no tiene derecho a cantar así,
Sin embargo, ese ritmo pegadizo,
esa letra fácil y repetitiva,
hacía que cada vez que la escuchaba,
irracionalmente
,
mi cuerpo y mi alma se muevan a su compás.
Racionalmente, no entiendo el por qué de esto,
pero irracionalmente: ¡¡¡Me gusta, me gusta)!!!.


Pd. El desafinado cantante se llama Silvestre Dangond. A pesar de su voz, no puedo dejar de recomendar para quienes les gusta el vallenato su Cd "El original".

18 de mayo de 2009

Un Padrenuestro Latinoamericano


Padre nuestro que estás en los cielos
con las golondrinas y los misiles
quiero que vuelvas antes de que olvides
cómo se llega al sur de Río Grande
Pdre nuestro que estás en el exilio
casi nunca te acuerdas de los míos
de todos modos dondequiera que estés
santificado sea tu nombre
no quienes santifican en tu nombre
cerrando un ojo para no ver las uñas
sucias de la miseria
en agosto de mil novecientos sesenta
ya no sirve pedirte
venga a nos el tu reino
porque tu reino también está aquí abajo
metido en los rencores y en el miedo
en las vacilaciones y en la mugre
en la desilusión y en la modorra
en esta ansia de verte pese a todo
cuando hablaste del rico
la aguja y el camello
y te votamos todos
por unanimidad para la Gloria
también alzó su mano el indio silencioso
que te respetaba pero se resistía
a pensar hágase tu voluntad
sin embargo una vez cada tanto
tu voluntad se mezcla con la mía
la domina
la enciende
la duplica
más arduo es conocer cuál es mi voluntad
cuándo creo de veras lo que digo creer
así en tu omniprescencia como en mi soledad
así en la tierra como en el cielo
siempre
estaré más seguro de la tierra que piso
que del cielo intratable que me ignora
pero quién sabe
no voy a decidir
que tu poder se haga o se deshaga
tu voluntad igual se está haciendo en el viento
en el Ande de nieve
en el pájaro que fecunda a la pájara
en los cancilleres que murmullan yes sir
en cada mano que se convierte en puño
claro no estoy seguro si me gusta el estilo
que tu voluntad elige para hacerse
lo digo con irreverencia y gratitud
dos emblemas que pronto serán la misma cosa
lo digo sobre todo pensando en el pan nuestro
de cada día y de cada pedacito de día
ayer nos lo quitaste
dánosle hoy
o al menos el derecho de darnos nuestro pan
no sólo el que era símbolo de Algo
sino el de miga y cáscara
el pan nuestro
ya que nos queda pocas esperanzas y deudas
perdónanos si puedes nuestras deudas
pero no nos perdones la esperanza
no nos perdones nunca nuestros créditos
a más tardar mañana
saldremos a cobrar a los fallutos
tangibles y sonrientes forajidos
a los que tienen garras para el arpa
y un panamericano temblor con que se enjugan
la última escupida que cuelga de su rostro
poco importa que nuestros acreedores perdonen
así como nosotros
una vez
por error
perdonamos a nuestros deudores
todavía
nos deben como un siglo
de insomnios y garrote
como tres mil kilómetros de injurias
como veinte medallas a Somoza
como una sola Guatemala muerta
no nos dejes caer en la tentación
de olvidar o vender este pasado
o arrendar una sola hectárea de su olvido
ahora que es la hora de saber quiénes somos
y han de cruzar el río
el dólar y su amor contrarrembolso
arráncanos del alma el último mendigo
y líbranos de todo mal de conciencia
amén.

8 de mayo de 2009

Levitar



Hay lugares los cuales uno siempre soñó conocer,
Lugares que siempre estuvieron presentes en nuestras mentes como un sueño recurrente,
Lugares que uno ha visto todas las fotos, documentales y afines hasta el hartazgo,

Destino marcado en más de una oportunidad en algún mapa,
Destino que muchas veces creímos que nunca lograríamos conocer,
Destino que por momentos creímos inalcanzable,

Y de pronto por obra del destino nos encontramos en ese destino,
Y de pronto aquel sueño se materializa,

Y estamos frente a aquel destino soñado,
¿Pero acaso lo que estoy viendo, es cierto o estoy soñando?
Porque estoy levitando.

7 de mayo de 2009

Come fly with me



"He llamado al viento, le confié mi ser."
Alejandra Pizarnick

Sea Frank Sinatra, un loco lindo que camina por Callao o un rosarino que nos entusiasma con su metáfora de estar colgado de un avión, la invitación es simple y está en todos lados, sólo hay que animarse.

Se necesita tan sólo un salto que tenga la dósis justo de convicción y exaltaciòn... y de ahí... es todo viento en la cara.

3 de mayo de 2009

Lecciones de Guillermo Shakespeare II (y eso que conoció sólo el siglo XVI...)


"¿Oro?, ¿oro cobrizo, brillante, precioso?... En profusión, habrá de tornar blanco al negro, hermoso al feo; lo falso, verdadero; noble al ruin; mozo al viejo, y al cobarde, valeroso. [murmullos] ¡Oh, dioses! ¿Por qué, qué es esto? Porque él apartará de vuestro lado sacerdotes y servidores; retirará la almohada de debajo de la cabeza de los hombres más robustos: este amarillo esclavo va a unir religiones y escindirlas, enaltecer a los malditos, hacer que se adore a la lepra blanquecina, sentar a los ladrones en los escaños del senado y otorgarles títulos, genuflexiones y beneplácitos; él es el que procura nuevas nupcias a la viuda achacosa... Vamos, tú, cieno maldito, puta común del género humano". (Shakespeare, "Timón de Atenas").

18 de abril de 2009

Henos aquí que ya hubo historia...¿pero es que ya no la hay?




La historia suele ser, para la mayor parte de los hombres, aquello que sucedió en un tiempo anterior al presente histórico que ellos mismos transitan. El presente pareciera ser sólo presente, una definición tan confusa como la de un momento prolongadamente evanescente o inmediatiamente mediato. Pero esa concepción contradictoria del presente no resiste a su propia contradicción. Es que el presente es historia, aunque centenares de miles de hombres duden de ello. Es que el hombre es historia, porque es consecuencia de los hombres pretéritos y causa de los hombres venideros. Y si no hay hombre, sencillamente no hay historia, porque son los hombres los únicos seres que tienen conciencia acerca de la existencia de ella, quienes la piensan y a la vez la transforman.

El Taj Mahal fue la historia ante nuestros ojos, la reminiscencia viva de leyendas ciertas que son una parte imborrable del inconsciente de la humanidad. Que hacen a la historia. Que enriquecen a la historia. Pero nosostros, de frente a la historia, somos también historia. Y ello implica un inmenso compromiso de parte nuestra. Un compromiso de revertir un pasado sombrío, un presente contradictorio y un futuro hoy poco auspicioso. Un compromiso que no se realice en aras de conseguir un ápice de fama en la "historia de la historia", sino que busque enriquecerla. En definitiva, con ello se logrará enriquecer al hombre que nos sucederá en un futuro no tan lejano, al hombre que continuará manteniendo viva la llama de la historia.

14 de abril de 2009

Añorado Salvador




En un día agotador de la rutina diaria:

¿Quién no ha soñado estar en un avión con destino a un lugar remoto?

¿Quién no ha soñado estar en un omnibus con destino incierto?

¿Quién no ha soñado armas las valijas y tomarse un taxi rumbo a Bahia?

(proximamente vendrá su video ad hoc, cuando se superen los desperfectos técnicos)

6 de abril de 2009

Inagotables máximas del viajar




Las ganas de viajar siempre está latente,
Soñar con el próximo viaje es recurrente,
un deseo, un aliciente.


Imagen extraída de arrodeio.files.wordpress.com/2008/10/viajar.jpg